viernes, 18 de enero de 2008

El mejor regalo

Hace un par de días fue el cumpleaños de mi niña aunque como ella dice ya es mediana que ha cumplido 8 y que mejor regalo la podíamos dar que un par de días en la montaña que a ella la encanta, cuando nos pusimos a caminar y vio esa montaña del fondo me pregunta ¿Podemos ir hasta allí arriba? mi respuesta fue lo probaremos, pero no sé si llegaremos y su madre me cruzó una mirada de esas que atraviesan, nos fuimos adentrando al bosque siguiendo un rastro de esos perros que se ven en la otra foto y de un grupo que iban con esquís de fondo, cuando llevábamos un hora caminando decidimos dar la vuelta ya que era bastante duro sobre todo para ella que había tramos que se hundía casi hasta la cintura (era la que habría camino) en total nos recorrimos unos 10 Km. y para acabar el día por la tarde fuimos a Caldea, para las personas que no lo conocéis es un balneario, después una buena cena y a dormir la pobre estaba tan cansada que casi no pudo ni cenar, pero una cosa nos quedó muy clara, fue el mejor regalo que la podíamos haber echo y lo disfrutó al máximo.
Bueno filmín cuando crezca ya tienes una nueva montañesa y yo si me animo me apuntaré que también me gusta la montaña, pero tu vas demasiado fuerte para mi ritmo y hace tiempo que me estoy pensando hacer una salida pero no me atrevo, a si que si te animas a hacer una excursión a nivel familiar con los enanos puedes contar con nosotros.
Perdonar el desorden de las fotos, pero es la primera vez que lo hago y me ha costado un huevo y ordenarlas me ha sido imposible, ya practicare en otro momento.

Patoloco

2 comentarios:

filmín dijo...

Buen regalo, sí señor. Y valiente la niña, ya mediana, abriendo huella con la vista y la mente adelante. Ya está preparada para llegar ... ¿lo estamos nosotros?

Tere Marin dijo...

Pato , un placer leer tu artículo ,tu satisfacción paterna lógica y decirte que las fotos han quedado requetebién.
Sí ,Caldea el balneario termal de andorra es maravilloso....
Déjate ver más a menudo por estos lares....
un saludo afectuoso desde Argentina con calor de casi 40 grados.
Tere Marin